Grupo Energía Bogotá y Trecsa presentaron arbitraje internacional contra Guatemala
JPEG - 77.6 kb

Por Rosa María Bolaños | 6-11-20

Grupo Energía Bogotá y Trecsa presentaron arbitraje internacional contra Guatemala

Empresa de capital colombiano ganó en el 2009 la licitación del Plan de Expansión del Sistema de Transporte de Energía Eléctrica para construir y operar 866 kilómetros de red de transmisión.

El Grupo Energía Bogotá (GEB) y su filial en el país Transportadora de Energía de Centroamérica S.A. (Trecsa) presentó un arbitraje internacional contra el Estado de Guatemala en el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (Ciadi).

Dicha instancia registró el arbitraje el 3 de noviembre de 2020. Tiene relación con las controversias surgidas con Guatemala, relativas al proyecto Plan de Expansión del Sistema de Transporte de Energía Eléctrica conocido como PET 1-2009, explicó la compañía. Trecsa ganó la licitación para construir y operar 866 kilómetros de red de transmisión.

La empresa indicó que la solicitud se ampara en el Capítulo 12 del Tratado de Libre Comercio celebrado entre Colombia y las Guatemala, El Salvador y Honduras, sin embargo no brindó detalles de cuáles son los desacuerdos y el monto del reclamo.

Expuso que la empresa continúa ejecutando las obras PET 1-2009 en el marco del contrato suscrito con el Ministerio de Energía y Minas (MEM) y el cual en la actualidad lleva un avance constructivo del 80% y el 52% de los activos ya se encuentran en operación.

“GEB y TRECSA siguen adelantando conversaciones y negociaciones con el Estado de Guatemala, con miras a lograr una solución amistosa de la controversia”, agregó.

Al respecto el Procurador General de la Nación, Luis Donado, indicó que el argumento de la Empresa es que el Estado de Guatemala no le ha brindado las condiciones para seguir construyendo y darle mantenimiento a la red de transmisión relacionado a lograr los pasos de servidumbre (autorización de paso para instalar o dar mantenimiento a una obra).

Lilian Nájera, profesional de la Unidad de Asuntos Internacionales de la PGN, agregó que se deriva de un contrato que firmó el Ministerio de Energía y Minas con la empresa en el 2010, pero que no pueden dar más detalles porque está en reserva y que la empresa se ha reservado el derecho de no dar a conocer el monto de la reclamación. Agregó que hasta el jueves por la tarde la PGN no había sido notificada de que ya se hubiera registrado el arbitraje en el Ciadi, también que está en análisis la estrategia para la respuesta que pueda dar el Estado.

El presidente de la Comisión Nacional de Energía Eléctrica (CNEE) Rodrigo Fernández, dijo que en casos como estos, dicha comisión es llamada para integrar una comisión técnica para analizar el tema pero que a la fecha no han sido convocados.

Trecsa solicitó al MEM ampliación del plazo para continuar la construcción y operación total de la obra ya que el plazo vigente vence las próximas semanas. A mediados de septiembre del 2017 se le otorgó la tercera ampliación del plazo, en esa ocasión por 38 meses. Sin embargo, ni la empresa ni el Ministerio respondieron respecto de una nueva solicitud y si ya fue aprobada y por cuánto tiempo. La CNEE indicó que no ha recibido alguna notificación de ampliación del plazo para la construcción y puesta en operación de todo el proyecto contratado.

El Mineco, administrador de los tratados de libre comercio tampoco respondió que el TLC en mención establece un plazo para solicitar el arbitraje, “por ello la empresa en resguardo de sus derechos hizo la solicitud de arbitraje, pero las dos partes estamos haciendo del conocimiento del Ciadi, nuestro deseo de suspender el procedimiento mientras sigan las negociaciones”.

Trecsa ha invertido más de US$500 millones en los últimos 10 años de operar en el país. Según los planes originales del Estado la obra debía entrar a operar totalmente en el 2013, pero la empresa se ha quejado constantemente de dificultades para obtener pasos de servidumbre y otras autorizaciones y se le han brindado varias ampliaciones por causas de fuerza mayor.

source: Prensa Libre