Revive arbitraje entre Renco Group y Perú en la CPA

All the versions of this article: [English] [Español]

PNG - 586 kb

Ciar Global | 14 de febrero, 2020

Revive arbitraje entre Renco Group y Perú en la CPA

El arbitraje entre la minera estadounidense Renco Group y Perú relacionado con el yacimiento metalúrgico La Oroya y que se dirimió en el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversión, CIADI de 2011 a 2016 con resultado positivo para Perú, se abrió de nuevo, a instancias de la minera, en la Corte Permanente de Arbitraje en 2018. El tribunal fue formado a mediados de 2019.

Este procedimiento se remonta al año 2018 cuando Perú recibió la notificación de arbitraje de la demandante Renco Group invocando el Acuerdo para la Promoción Comercial entre Perú y Estados Unidos bajo reglamento de la Comisión de las Naciones Unidas para el Derecho Mercantil Internacional. Sin embargo, el conflicto ya fue tratado en un arbitraje ante CIADI, en el que en julio de 2016 el tribunal a cargo del arbitraje falló a favor de Perú por falta de jurisdicción.

La minera Renco Group anunció ese mismo mes de julio mediante un comunicado su intención de presentar una nueva demanda de arbitraje contra Perú que no contuviera los defectos técnicos de la anterior, y por los que se desestimaron sus pretensiones sobre el yacimiento La Oroya.

Renco procedió a presentar la demanda ante la Corte Permanente de Arbitraje y el procedimiento tiene como fecha de inicio 23 de octubre de 2018. El tribunal del arbitraje constituido en junio de 2019, lo constituyen Bruno Simma, presidente; Horacio Grigera Naón, árbitro designado por la demandante; y Christopher Thomas QC, designado por la demandada.

Las audiencias del arbitraje se celebran en Washington en inglés y en español. Renco sigue contando con King & Spalding (NY) y Perú con White & Case (NY).

El origen del conflicto

Renco demandó ante el Ciadi a Perú en abril de 2011 por supuestos incumplimientos del Tratado de Libre Comercio firmado entre EEUU y Perú en 2009. La demanda subyacía en relación con su inversión a través de Doe Run Perú -compañía peruana de su propiedad desde 1997- en el complejo metalúrgico La Oroya, por las medidas tomadas por el Gobierno de Perú entre las que destaca: la petición de determinados Estándares de Calidad Ambiental del Aire que debían respetarse en el complejo (las emisiones de dióxido de azufre no debían superar los 20 microgramos por metro cúbico).

El Tribunal del arbitraje Renco vs Perú lo formaron el austriaco Michael J. Moser (presidente), el canadiense Yves Fortier (designado por el demandante) y el británico Toby Landau (designado por el demandado).

La estadounidense pretendía una indemnización de más de 2.000 millones de dólares.

source: Ciar Global